El precio de mantener un cabello hermoso es más alto de lo que la mayoría de la gente cree. Los efectos acumulativos del uso de tintes para el cabello, permanentes, rodillos calientes, rizadores, extensiones de cabello y planchas planas causan un daño significativo a su cabello. La clave para restaurar tu cabello es la humedad. Con dedicación y consistencia, el cabello dañado puede restaurarse a un estado vibrante y saludable. Con simples remedios caseros, tu cabello seco dañado puede volver a su suavidad.

Remedios caseros para reparar el cabello seco

Los tratamientos naturales hechos en casa pueden ser efectivos y ahorrarle una cantidad significativa de dinero cuando se enfrenta con el cabello dañado y seco en comparación con los tratamientos profesionales.

1. Mascarilla de miel y plátano

Use un plátano demasiado maduro y tritúrelo bien con un poco de agua tibia. El resultado será una pasta espesa. Ahora agregue 1 cucharada de aceite de almendras y 2 cucharadas de miel orgánica a la pasta. Si es necesario, cuele para eliminar cualquier trozo grande de plátano antes de aplicarlo en su cabello seco. Deje esta máscara en un mínimo de treinta minutos y luego lave con agua tibia. Tu cabello será notablemente suave y brillante.

Lee mas:  ¿Por qué su cuero cabelludo pica como loco?

2. Acondicionador de aceite de coco

El uso regular de esta preparación restaurará la humedad del cabello seco y dañado. Mezcle los siguientes ingredientes en un tazón pequeño: 2 cucharadas de aceite de coco orgánico, una cucharada de aceite de argán y unas gotas de aceite esencial de rosa mosqueta. Mezcle completamente, masajee suavemente durante 3 minutos, luego extiéndalo por todo el cabello y déjelo reposar durante 15-20. Entonces podrás disfrutar del efecto sedoso y suave.

3. Miel, aceite de oliva y mascarilla de huevo.

Los huevos son ricos en proteínas y son beneficiosos no solo para el cabello, sino también para otros tejidos corporales. Para reparar las cutículas dañadas, bata dos huevos grandes con dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra hasta alcanzar una consistencia espesa similar a la mayonesa. Cubra toda su cabeza con esta mezcla y luego use un gorro de ducha para mantenerlo todo en su lugar. Puede ducharse después de unos 30 minutos y asegúrese de usar un champú suave. Intente agregar una cucharada de miel orgánica para aumentar el brillo o unas gotas de aceite esencial de bergamota para ocultar el olor del huevo.

4. Mascarilla de pelo de aguacate y aceite de oliva

El aguacate es rico en nutrientes vitales como la vitamina A, la vitamina E y las grasas saturadas. Triture la mitad de un aguacate maduro con 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra. Una vez que la mezcla es suave y los grumos se han ido, está lista para aplicar. Dúchate y deja tu cabello húmedo antes de aplicarte esta mascarilla. Treinta minutos deben hacer el truco y luego lavar con agua tibia.

5. Leche de almendras, clara de huevo y mascarilla de aceite de coco

Use este remedio tres veces por semana para restaurar la humedad en su cabello. Simplemente combine los siguientes ingredientes en un tazón para mezclar: 4 cucharadas de leche de coco, 1 cucharada de miel y 1-2 cucharadas de aceite de ricino. Caliente la miel durante unos segundos antes de agregarla a la mezcla para obtener mejores resultados. Aplicar sobre el cabello y cuero cabelludo y dejarlo puesto durante la noche. Use un gorro de ducha para proteger su almohada. Ducharse por la mañana y repetir para obtener mejores resultados.

Lee mas:  La mejor manera de aplicar color en casa

Consejos para el cuidado del cabello para reparar el cabello seco

Si su cabello se rompe fácilmente, es una señal segura de que necesita agregar humedad a su cabello.

1. Use un humectante mejor

Los mejores productos contienen aceite de oliva o argán, glicerina, sorbitol o manteca de karité. Evite los champús con vaselina y aceite mineral, ya que estos solo cubren el cabello sin permitir que la humedad penetre.

2. Evitar el calor y la exposición al sol

Intente usar una crema de peinado con calor antes de usar cualquier herramienta de calefacción, como una plancha o un secador de pelo. Las personas con cabello fino deben usar el ajuste de calor más bajo posible para evitar daños adicionales en el cabello.

3. Cortar los extremos partidos

Los extremos partidos deben recortarse cada 6-8 semanas para obtener mejores resultados. Evite utilizar herramientas de pelado porque los extremos pueden dañarse aún más.

4. Limitar el tratamiento químico

La coloración permanente, las permanentes y los relajantes dañan su cabello e incluso posiblemente su salud. Los tratamientos químicos privan al cabello de la humedad natural y dejan el cabello opaco y encrespado.

5. Mantener la dieta adecuada

La grasa es una parte esencial de una dieta equilibrada y también es importante para la salud de tu cabello. Los alimentos como el aguacate, el pescado y el aceite de oliva están llenos de grasas saludables y pueden mejorar la salud de su cuero cabelludo y cabello.