Moco negro

por aajam Singh

El revestimiento del sistema respiratorio está revestido con moco protector y se encuentra desde la nariz hasta las pequeñas bolsas de aire en los pulmones. La mucosidad ayuda a atrapar y proteger el sistema respiratorio contra la suciedad, los desechos y las infecciones. El moco normal suele ser claro, pero el moco marrón oscuro o negro puede ser el resultado de los escombros atrapados o puede ser un signo de un problema de salud grave. Afortunadamente, hay una serie de remedios para aliviar el moco negro y evitar que ocurra.

Causas del moco negro

1. Suciedad / Polvo

El moco tiene un trabajo principal de atrapar la suciedad y el polvo y luego eliminarlo. Esta es la razón más común para la aparición de moco oscuro o negro. El polvo está en todas partes y las actividades como limpiar o trabajar en el jardín generan aún más. Estas pequeñas partículas son inhaladas y quedan atrapadas en el moco produciendo la decoloración.

2. fumar

Fumar a menudo produce moco marrón, pero también ocasionalmente moco negro. Las sustancias químicas en el humo del cigarrillo dañan el revestimiento de los pulmones y perjudican la producción y función normales de moco. El esputo negro persistente o el esputo con sangre es muy grave y merece atención médica.

3. Contaminantes ambientales

Los entornos urbanos están maduros con contaminantes en el aire que quedan atrapados en nuestras vías respiratorias. Después de toser o estornudar, puede producir moco oscuro y de color negro. Ciertas ocupaciones, como la minería del carbón, son conocidas por causar enfermedad pulmonar y mucosidad descolorida. Una máscara protectora es la mejor estrategia de prevención.

4. Cuerpos extraños

A los niños les encanta poner objetos en lugares donde no pertenecen. Estos objetos atrapados bloquean el flujo de moco y generan inflamación e infección. El moco se vuelve sucio y descolorido y, a menudo, crea un olor terrible en el niño. Busque atención médica siempre que se sospeche un cuerpo extraño.

5. Infecciones micóticas

Esto puede ser un problema grave y significar una infección significativa. La aspergilosis, la blastomicosis y la mucormicosis son tipos de infecciones fúngicas que pueden causar infecciones sinusales o pulmonares. La mucormicosis es más común en los diabéticos y puede provocar una destrucción agresiva de los tejidos blandos debido a la infección. Tanto la flema como el moco pueden aparecer muy oscuros y de color negro. Cualquier diabético que note moco negro debe consultar a un médico de inmediato. Otros problemas pulmonares como el enfisema y el cáncer también hacen que la mucosidad y la flema se vean negras.

Remedios para el moco negro

1. Expulsar el moco negro

La deshidratación produce moco espeso y pegajoso que es difícil de expulsar. Beba mucha agua diariamente. Respire profundamente y tosa periódicamente para eliminar la mucosidad de las vías respiratorias. Evite los alimentos que producen exceso de moco y pueden obstruir su sistema respiratorio. La humedad adicional en forma de inhalar vapor o beber té de hierbas caliente aflojará la mucosidad espesa o atrapada.

2. Deja de fumar / desintoxica tus pulmones

Después de que una persona deja de fumar, la producción de moco aumentará. El sistema respiratorio está forrado con pequeños pelos llamados cilios. Su función es propulsar el moco y los desechos hacia la garganta para que pueda expulsarlo en flemas, esputo o estornudos. A medida que los pulmones comienzan a desintoxicarse y recuperarse, la producción de moco del cuerpo vuelve a la normalidad y los cilios recuperan su función normal. El resultado final es un aumento en la producción de moco marrón y negro. Tenga la seguridad de que esta es una señal de que su cuerpo se está recuperando. La mala noticia es que dejar de fumar no reparará el daño permanente que ya le causó a sus pulmones. Se puede necesitar asistencia médica para una recuperación completa.

3. Use una máscara bucal

Una máscara que se ajuste adecuadamente filtrará la suciedad, el polvo y otras partículas nocivas para el medio ambiente. Asegúrese de que el ajuste sea adecuado y cubra tanto la nariz como la boca. Muchas máscaras tienen una boquilla maleable y asegúrese de apretarla para bloquear aún más la inhalación de partículas. Las máscaras de grado comercial y de grado médico son más caras pero almacenan partículas mucho más pequeñas, incluida la bacteria que causa la tuberculosis. Deseche las máscaras que estén visiblemente sucias o que no queden bien. No comparta su máscara con otra persona para prevenir la propagación de la infección.

4. Prevenir la infección por hongos

El hongo es ubicuo en el medio ambiente e imposible de evitar por completo. Las personas inmunodeprimidas corren el riesgo de contraer infecciones más graves y deben tomar precauciones especiales. El aspergillus es un hongo común y puede provocar infecciones pulmonares tanto en personas con problemas de salud como inmunes. Siga estos pasos para minimizar su riesgo.

  • Lávese las manos cuando esté lesionado o contaminado con tierra.
  • Use una máscara de alto grado (N95) cuando esté cerca de sitios de construcción u otras áreas que puedan generar polvo y suciedad, como trabajar en su jardín.
  • Visite a su médico con frecuencia, quien puede recetarle medicamentos profilácticos para las personas con mayor riesgo.
  • Use un filtro HEPA en su hogar y oficina.

5. Mira alrededor de tu casa

Ciertas áreas de su hogar son propensas al crecimiento de hongos. Revise las áreas oscuras y húmedas como su sótano con frecuencia para detectar cualquier signo de hongo. Si vive en un área de alta humedad, corre el riesgo de exponerse a una variedad de hongos y mohos. En caso de duda, contrate a un inspector profesional para evaluar su entorno.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario