Hogar Sistema Digestivo Diagnóstico de la enfermedad de Crohn

Diagnóstico de la enfermedad de Crohn

por Dr. Kylie López, MD, MSCR

La enfermedad de Crohn es una enfermedad inflamatoria intestinal que implica inflamación crónica del tracto digestivo. Aunque puede afectar cualquier parte del tracto digestivo desde la boca hasta el recto, generalmente afecta los intestinos, produciendo parches de tejidos inflamados que están rodeados de tejidos normales. Puede causar complicaciones, como desnutrición, úlceras intestinales, obstrucción intestinal, fístulas y fisuras en el ano.

La enfermedad de Crohn a menudo afecta a los adultos jóvenes, pero los niños y los ancianos también pueden verse afectados. Aunque no existe una cura para esta afección, la dieta y los tratamientos pueden ayudar a controlar sus síntomas. Es importante reconocer los signos y síntomas de esta afección para que el diagnóstico de la enfermedad de Crohn se pueda establecer temprano para un tratamiento adecuado.

Autodiagnóstico para la enfermedad de Crohn

Puede hacer un diagnóstico de la enfermedad de Crohn usted mismo si conoce los signos y síntomas típicos de la afección. Consulte a un médico de inmediato si los cambios en sus hábitos intestinales son persistentes y si sospecha que tiene la enfermedad de Crohn.

Síntomas comunes

Los síntomas de la enfermedad de Crohn pueden ser leves o graves, y pueden desarrollarse gradualmente o aparecer repentinamente, sin previo aviso. También pueden ocurrir períodos de remisión (sin síntomas). Los signos y síntomas de la enfermedad pueden incluir:

  • Diarrea
  • Fiebre
  • Fatiga
  • Apetito reducido
  • Pérdida de peso
  • Sangre en las heces
  • Llagas en la boca (como aftas)
  • Drenaje e inflamación en la piel del ano (fístula perianal)
  • Calambre abdominal
  • Náuseas vómitos
  • En niños: retraso en el crecimiento / desarrollo sexual

Diagnóstico médico de la enfermedad de Crohn

No existe una prueba única que pueda usarse para el diagnóstico de la enfermedad de Crohn. Los síntomas de la enfermedad de Crohn pueden ser similares a los síntomas de otros problemas de salud. Para diagnosticar la enfermedad de Crohn, es posible que deba someterse a exámenes físicos, pruebas de laboratorio y estudios de imágenes para descartar otras afecciones similares y determinar qué partes del tracto digestivo están afectadas.

Examen Físico e Historia

La evaluación de su condición generalmente comienza con la recopilación de información del médico sobre su historial médico y la realización de un examen físico completo. Algunos hallazgos pueden justificar pruebas adicionales, como antecedentes familiares de la enfermedad, diarrea sanguinolenta, fiebre y dolor y sensibilidad abdominal.

Pruebas de laboratorio

Su médico puede solicitarle pruebas de laboratorio para buscar problemas asociados con la enfermedad de Crohn, como signos de inflamación, infección, hemorragia interna y deficiencias nutricionales. Estas pruebas incluyen:

  • Recuento de glóbulos blancos
  • Recuentos de glóbulos rojos
  • Velocidad de sedimentación sanguínea
  • Niveles de proteína en la sangre
  • Niveles minerales
  • Exámenes de heces para sangre oculta
  • Muestreo de heces para microbios infecciosos.

Estudios de imagen y endoscopia

La enfermedad de Crohn puede afectar cualquier parte del tracto gastrointestinal, incluida la boca hacia el recto. Los estudios de imágenes pueden ayudar a localizar las porciones afectadas por la enfermedad de Crohn y determinar la gravedad de la enfermedad. Estos estudios incluyen

  • Imágenes de rayos X y rayos X de bario

Las imágenes de rayos X implican tomar un líquido calcáreo (bario), que se puede tragar o usar como un enema antes de tomar imágenes de rayos X. Esta técnica ayuda a mostrar la ubicación y la gravedad de la enfermedad de Crohn. Ayuda a su médico a ver úlceras intestinales, estrechamiento de los intestinos, conductos o fístulas anormales y otros problemas en el tracto gastrointestinal.

  • Tomografía computarizada

Las tomografías computarizadas son técnicas de imagen asistidas por computadora que producen imágenes altamente detalladas del cuerpo en comparación con las técnicas tradicionales de rayos X. La tomografía computarizada puede detectar abscesos o bolsas de infección que pueden no verse en las radiografías.

  • Colonoscopia / Sigmoidoscopia

Estos exámenes endoscópicos muestran una visión directa del intestino grueso y proporcionan la información más precisa, ya que pueden detectar incluso úlceras pequeñas o inflamación de los tejidos.

La colonoscopia es la herramienta de diagnóstico más importante para hacer un diagnóstico de la enfermedad de Crohn, ya que puede ver el intestino grueso en su totalidad, además de una porción del intestino delgado. La sigmoidoscopia solo permite el examen de la porción más baja del intestino grueso. Estos procedimientos también le permiten al médico tomar pequeñas muestras de tejido para un examen microscópico (biopsia), lo que ayuda a confirmar el diagnóstico.

  • Video Cápsula Endoscópica

En este procedimiento, el paciente traga una pequeña cápsula que tiene una mini cámara de video. Viaja por el intestino delgado y envía imágenes a un receptor, que puede verse y descargarse en una computadora. Esta prueba proporciona información detallada sobre la condición en los intestinos, que puede no verse en otros exámenes. Sin embargo, no debe usarse cuando hay una obstrucción intestinal o cuando el paciente tiene un marcapasos o desfibrilador cardíaco.

Hacer un diagnóstico de la enfermedad de Crohn

El diagnóstico de la enfermedad de Crohn puede confirmarse después de que todas las pruebas hayan descartado otras enfermedades y la evaluación de su médico indique la condición. Él discutirá su condición con usted y le recomendará un plan de tratamiento que lo ayudará a controlar los síntomas de su enfermedad.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario