Hogar Salud infantil Sangre en el taburete de bebé

Sangre en el taburete de bebé

por Dr. Kylie López, MD, MSCR

Cualquier padre que haya presenciado sangre en las heces de su bebé puede atestiguar el miedo que se produce instantáneamente. Las causas varían de simples a graves, de reacciones alérgicas a infecciones, y algunas veces se deben a la leche materna. Este artículo aclarará lo que debes saber como padre.

Causas de la sangre en el taburete de bebé

1. estreñimiento

Esta condición es relativamente común en los bebés y causa mucha angustia en los padres. Los bebés pueden tener varios movimientos intestinales todos los días o pasar varios días sin ninguno. El estreñimiento resulta en heces duras que son difíciles de pasar. Luego, las heces estiran el recto y causan abrasiones o desgarros en la piel que dan como resultado sangre roja brillante en las heces.

2. Infección

Una variedad de infecciones pueden ocurrir y resultar en sangre en las heces del bebé. Los bebés son susceptibles a las infecciones por pequeñas cantidades de contaminantes. Ciertas bacterias pueden hacer que aparezca sangre en las heces. La diarrea sanguinolenta siempre es motivo de gran preocupación y requiere una visita al médico para determinar qué infección es responsable. Nunca se demore en llevar a su bebé al médico cuando se sospeche una diarrea sanguinolenta o una causa infecciosa.

3. Reacción alérgica

La leche y la fórmula contienen una variedad de proteínas y otras sustancias que pueden desencadenar una reacción alérgica en el tracto intestinal del bebé. La inflamación resultante puede hacer que aparezca sangre en las heces. El moco también puede pasar junto con las heces.

4. Abrasión del recto

Las heces duras o un termómetro rectal mal lubricado pueden provocar abrasiones en el recto. La sangre será una cantidad pequeña y de color rojo brillante. Puede pasar junto con el taburete o aparecer solo en el pañal. La aplicación suave de tracción en los glúteos a menudo revela una pequeña abrasión o desgarro en la piel. La definición médica es fisura y generalmente se curan en uno o dos días.

5. Pezón agrietado en la madre.

La lactancia materna puede irritar los pezones de la madre y causar grietas y sangrado. Luego, el bebé traga la sangre de esta madre y la pasa a las heces. Un médico puede realizar una simple prueba de cabecera para determinar si la sangre es de la madre o del bebé.

6. Demasiada leche materna.

Un exceso de leche materna puede irritar los intestinos del bebé y causar sangrado. La intolerancia a la lactosa es el culpable habitual.

7. Otras causas

La colitis es un término genérico para la inflamación del colon. Puede ocurrir debido a una infección (viral o bacteriana), errores innatos del metabolismo y la digestión, deshidratación severa y resultados en la sangre en las heces.

La intususcepción es una causa grave donde una porción de los telescopios del intestino se encuentra dentro de otra sección del intestino. El intestino luego se hincha y pierde el suministro de sangre. Ésto es una emergencia. En esta condición, comúnmente se observan heces con apariencia de gelatina oscura o oscura junto con episodios intermitentes de llanto. En ocasiones, la sangre en un pañal proviene de la orina o de una sustancia en la orina. Pruebas de laboratorio simples ordenarán la fuente.

Tratamiento para la sangre en el taburete de bebé

1. tratamiento

El tratamiento está completamente dirigido a la causa subyacente.

  • El estreñimiento se puede tratar agregando 1 cucharadita de jarabe de karo a la botella y usando supositorios de glicerina o aceite mineral alrededor del recto para lubricar el paso de las heces.
  • Probar soja u otras fórmulas especiales para bebés trata la leche excesiva y la lactosa o la intolerancia a la fórmula.
  • Las infecciones, la diarrea sanguinolenta o las heces fecales actuales requieren una evaluación médica y un tratamiento basado en los resultados de las pruebas.
  • La intususcepción requiere un procedimiento especializado o cirugía para restablecer la posición normal del intestino. Retraso puede resultar en graves consecuencias e incluso la muerte.

2. Advertencia

  • La sangre roja oscura que se asemeja a la jalea actual es un signo de intususcepción. La diarrea que es muy sangrienta indica una infección grave. Si el bebé es apático, letárgico o parece deshidratado, es probable que se presente un problema subyacente grave. Cualquiera de las condiciones anteriores obliga a un médico a realizar una evaluación de emergencia.
  • Si el niño está feliz, comer bien no tiene fiebre o no tiene dolor, la causa puede ser benigna y autolimitada. La fiebre, el dolor abdominal, la angustia o la diarrea sanguinolenta requieren una visita al médico o la sala de emergencias de inmediato. La mejor sugerencia es no demorar la evaluación médica si el bebé tiene alguna inquietud o señal de angustia.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario